Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Tecnología Act. 08 jun 2018

Las tecnologías emergentes, claves para la competitividad

tecnologia bbva

La Ciudad Politécnica de la Innovación de Valencia ha acogido estos días el I Congreso de Tecnologías Emergentes, un encuentro que ha reunido a un nutrido grupo de empresas que trabajan en la implantación de la llamada Industria 4.0 con el ecosistema de ‘startups’ y emprendedores. Los organizadores han insistido en la necesidad de adoptar estas tecnologías para mantener la competitividad no solo de la industria, sino de la empresa y la sociedad en general.

El Internet de las Cosas (IoT, por sus siglas en inglés) es una de las tecnologías emergentes con mayor potencial para traer grandes cambios en 2018, según los expertos. Por este motivo, fue el tema central de una mesa redonda bajo el título ‘Nuevos servicios y modelos en torno al Internet de las cosas’. David Cristóbal, de SIGFOX; Francesc Alcalà, de TST Sistemas; Javier Ferrer, de Witrac; e Ion Cuervas-Mons, CEO de Muno, han analizado la aplicación práctica de la IoT en diversos modelos de negocio. El panel estuvo moderado por Eugenio Mallol, director de innovadores de El Mundo.

Desde sus respectivas especialidades, los ponentes han destacado la importancia de hablar el idioma de los clientes y aportarles soluciones adaptadas. La tecnología debe estar siempre enfocada a resolver los problemas de los cliente. Mientras no se logre este objetivo, la solución no tiene utilidad por muy tecnológica que sea, advirtieron.

En ese sentido, Javier Ferrer recordó el lugar fundamental que ocupan las ‘pruebas de concepto’ (PoC, por sus siglas en inglés) en su trabajo diario. Estas pruebas de soluciones tecnológicas a precios reducidos y con una puesta en práctica a corto plazo siguen siendo el recurso más utilizado por las ‘startups’ para saber si la solución propuesta va a funcionar en un negocio en concreto.

Muno - BBVA - Valencia

Francesc Alcalà, de TST Sistemas; David Cristóbal, de SIGFOX; Eugenio Mallol, de El Mundo; Ion Cuervas-Mons, CEO de Muno; y Javier Ferrer, de Witrac.

Según los ponentes, el principal desafío es aplicar las diferentes tecnologías en las soluciones que se crean. Por ejemplo, en el caso de Muno, Cuervas-Mons explicó que para Muno —aparte del IoT— es muy relevante cómo se gestionan los datos (‘big data’) y la forma en que se pueden aplicar a la resolución de siniestros.

“Cuando se analiza la cadena de valor del seguro hay cosas donde se puede aportar más al cliente. Por ejemplo, en relación con el modelo de riesgos, una explotación adecuada de datos puede utilizarse para ajustar el precio”, afirmó. Por otra parte, Cuevas-Mons señaló que en el mundo de los siniestros, el IoT facilita que se puedan recoger datos en tiempo real y de forma más rápida. “El uso de estas tecnologías aportan un salto cualitativo en términos de valor”.

Pese a la ventaja competitiva que aportan estas tecnologías emergentes, los participantes también apuntaron a un elemento externo que dificulta su implantación: la falta de cultura tecnológica. Según los expertos, el enfoque de la comunicación es principalmente B2C, es decir, hacia el consumidor final, en lugar de poner énfasis en la comunicación B2B, entre empresas. Ante esta situación, insistieron en la necesidad de incorporar el pensamiento tecnológico como un valor creativo del nuevo entorno empresarial.

Otras historias interesantes