Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Banca digital 24 oct 2018

Construir la banca del futuro: cómo, dónde y por qué

Existen numerosos factores que determinan el éxito de un negocio bancario y, cada vez más, la localización puede ser uno de ellos. Este fue el tema protagonista de un debate organizado por BBVA y la consultora ‘fintech’ 11:FS durante el evento Money20/20 en Las Vegas.

BBVA y la consultora 11:FS reunieron a dos equipos de expertos en el escenario ‘Leadership Loft’ de Money20/20 para resolver una pregunta: ¿Cuál es el mejor lugar para crear un nuevo banco digital? ¿EE. UU, Asia, Europa?

Los factores que pueden afectar a esta decisión, y que se valoraron durante el debate, fueron las infraestructuras, los datos, la regulación y la experiencia de usuario. Los dos equipos que defendieron sus ideas fueron el equipo EE. UU.; y el equipo representante de ‘el resto del mundo’ (ROW, por sus siglas en inglés ‘Rest Of the World’).

Para representar al resto del mundo el debate contó con la participación de Derek White, responsable global de Client Solutions; Melissa Guzy, de Arbor Ventures; y Megan Caywood, de Starling Bank (Reino Unido). En cuanto al equipo EE. UU., los oponentes eran Dan Kimerling, de Deciens Capital; Ron Shevin, de Cornerstone Advisors; y Jill Castilla, de Citizens Banks of Edmonton.

El debate comenzó analizando en qué lugares del mundo se cuenta con las infraestructuras más favorables para construir un banco digital. El argumento principal del equipo ROW fue que en EE. UU. tan solo se han emitido un par de licencias bancarias a bancos digitales hasta la fecha; mientras que en Europa y Asia ha sido diferente: numerosos bancos -como Atom, el ‘neobanco’ de Reino con participación de BBVA-, están operando hace tiempo gracias a estas licencias.

En cuanto al equipo EE. UU., explicaron que de aquí en adelante cada vez será más fácil obtener licencias bancarias en el país. Además, EE. UU. cuenta con el dinero y los socios necesarios dispuestos a crear nuevos negocios. No obstante, destacaron una diferencia fundamental frente al resto de países: el hecho de que en EE. UU. este tipo de nuevas compañías son a menudo resultado de una alianza con un banco ya establecido, mientras que en el resto del mundo la tendencia es crear nuevos bancos completamente independientes con ayuda de inversión.

El uso de los datos

El siguiente tema que abordaron fue el uso de los datos y dónde se está sacando mayor partido este recurso ubicuo. Para EE. UU., el argumento se centró en que el país ha sido pionero en este ámbito con la creación de empresas como Google, Facebook y Amazon; y que se trata por lo tanto del lugar ideal para poner en valor el conocimiento que sea capaz de impulsar la banca digital del futuro.

Por su lado, en el equipo del resto de países, Derek White afirmó que en su visión tanto Europa como Asia van por delante en este sentido: “En EE. UU. los datos no se están usando efectivamente. En Europa la batalla en torno a los datos está centrada en la propiedad, partiendo de la idea de que los clientes son dueños de los datos y el trabajo de los bancos y otras empresas es ayudarles a usarlos de forma que les ofrezca valor añadido. Esto es lo que ya estamos haciendo en BBVA, no simplemente a través de nuestra ‘app’ o de funcionalidades como BBVA Valora (que ayuda a los clientes a buscar una vivienda), sino también a la hora de abrir nuestras APIs para facilitar un uso más amplio de los datos y la creación de ‘marketplaces’. Así es como debería ser”, afirmó.

En cuanto a Asia, White destacó que se trata de un modelo distinto basado en las interacciones. “El modelo de WeChat es tan solo uno de los ejemplos donde los datos impulsan interacciones que generan nuevos servicios y a su vez impulsan nuevas interacciones”, añadió.

Regulación

Al pasar a hablar de regulación, el debate fue más reñido. El equipo de EE. UU. citó distintos enfoque regulatorios como los ‘sandboxes’, que se emplean en Europa para probar productos bajo la supervisión de los reguladores antes de salir al mercado. Según explicaron, este tipo de entornos de prueba no son necesarios en EE. UU. ya que cuentan con una regulación más flexible.

No obstante, los expertos coincidieron en la necesidad global de un enfoque regulatorio más unificado y conjunto, especialmente en el sentido de que los datos y el dinero deben empezar a tratarse de forma similar.

fintech-debate-money-2020-bbva

El equipo ganador del debate, representante del resto de países: Melissa Guzy (Arbor Ventures), Megan Caywood (Starling Bank), Simon Taylor (11:FS) y Derek White (BBVA).

Experiencia de usuario

El último tema del debate fue la experiencia de usuario y en este caso abrió la conversación el equipo del resto de países. White explicó que la experiencia de usuario es el aspecto más determinante debido a la batalla que está teniendo lugar en torno a las interacciones y la propiedad de los datos que éstas generen. En este sentido, afirmó que la experiencia del usuario será la que determine el compromiso de los usuarios con las plataformas de banca digital.

White puso como ejemplo de este enfoque la ‘app’ de BBVA -que ha sido considerada por Forrester como la mejor del mundo por dos años consecutivos-; y afirmó que en este aspecto el equipo ROW sale ganador. “Para BBVA todo comienza por identificar lo que los clientes realmente necesitan para después hacerlo disponible en la ‘app’ en formato autoservicio o DIY (‘do it yourself’). El objetivo es lograr que el cliente tenga que hacer el menor esfuerzo posible y que tenga a su disposición cualquier servicio dónde, cuándo y cómo lo necesite. Además, para BBVA se trata de hacer que las interacciones que las personas tienen con la ‘app’ sean inteligentes y absolutamente relevantes para ellas. Todo esto acompañado con un diseño atractivo. El foco en la experiencia de usuario es el motivo por el que Europa y Asia van por delante en banca digital”, afirmó.

La audiencia fue la encargada de decidir, al concluir la sesión, cuál es el mejor lugar para construir la banca digital del futuro y el ganador fue el equipo de países del resto del mundo (ROW). Simon Taylor, cofundador de 11:FS y miembro de Fintech Insider, afirmó: “En estos momentos hay una oportunidad enorme para hacer banca digital en EE. UU. y es posible que venga de nuevos bancos, de bancos ya establecidos o incluso de fuera de la industria. Pero lo que estamos viendo en estos momentos es que el panorama de banca digital está más desarrollado Reino Unido, Europa y Asia que aquí”.

El debate completo podrá escucharse en el podcast de 11:FS, Fintech Insider, el próximo lunes 29.

Otras historias interesantes