Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Análisis económico 09 may 2016

Nueva vuelta de tuerca a la regulación del negocio bancario en Europa

El pasado 13 de enero entró en vigor la Directiva de Servicios de Pago (PSD2 en inglés) que conlleva cambios fundamentales en la industria de pagos y tiene foco en promover la competencia, la innovación y la seguridad. Se inició entonces una andadura de dos años hasta su transposición a las legislaciones nacionales en 2018, cuando se dará acceso a los proveedores de servicios de pago terceros (TPP) a las cuentas de los clientes.

Las nuevas capacidades tecnológicas han dado lugar a los nuevos modelos de negocio disruptivos en múltiples sectores y el financiero no es una excepción. Las formas en que se compra y se paga en la Unión Europea han evolucionado y nuevos jugadores no bancarios han hecho su aparición ofreciendo sus productos y servicios, situándose entre el usuario y la entidad financiera. Los TPP son altamente innovadores, ágiles y eficientes y ofrecen una muy buena experiencia de usuario. El inconveniente es que, a día de hoy, utilizan la infraestructura de las entidades reguladas pero con condiciones de seguridad y responsabilidades poco definidas.

Claramente se trata de un nuevo campo de juego en el que se tendrán que establecer unas bases en las relaciones de los bancos y los TPP, dado que no se requerirá un contrato entre las partes pero los bancos deberán proporcionar el acceso a terceros sin discriminación, una vez autorizados por el cliente.

Las nuevas capacidades tecnológicas han dado lugar a los nuevos modelos de negocio disruptivos en múltiples sectores y el financiero no es una excepción

Otros aspectos clave de la PSD2 son:

– Amplía su ámbito de aplicación a transacciones en las que una de las partes está dentro del Espacio Económico Europeo (transacciones one leg-out) en cuanto a requisitos de transparencia, información y derechos/obligaciones de los usuarios* y en operaciones en cualquier moneda

– Plantea el refuerzo de las medidas de seguridad, tanto en los canales online bancarios como en la comunicación con TPP

– Establece un nuevo régimen de atribución de responsabilidades entre entidades financieras y TPP, en caso de operaciones no autorizadas

– Mantiene la posibilidad de limitar el derecho reembolso en adeudos SEPA

Más innovación en el escenario de pagos europeos

Twittear

La PSD2 no es sólo una nueva normativa a la que dar cumplimiento, es el punto de partida de un nuevo ecosistema bancario abierto.

Por tanto, la PSD2 no es sólo una nueva normativa a la que dar cumplimiento, es el punto de partida de un nuevo ecosistema bancario abierto. En concreto, se prevé que junto con otras iniciativas europeas creará un buen marco para que florezca la innovación en los pagos. Esto proporciona, tanto a entidades financieras como a los nuevos actores, la oportunidad de ofrecer soluciones más convenientes y rápidas así como nuevos servicios de valor a los clientes, que serán los verdaderos beneficiarios de estas nuevas reglas.

* En la parte de la transacción que se lleva a cabo en dentro del EEE.

 

Otras historias interesantes