Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Banca responsable 12 feb 2021

3,5 millones de personas se han beneficiado de las ayudas sociales de BBVA frente al COVID-19

BBVA puso en marcha en 2020 su plan ‘Respuesta Social al COVID-19’, dotado con 35,7 millones de euros para ayudar a la sociedad en su conjunto. Los fondos se han destinado fundamentalmente a la compra de equipamiento médico para apoyar a los sistemas públicos de salud. Además, el banco ha colaborado con diversas organizaciones para apoyar a colectivos vulnerables y ha impulsado la investigación sobre la enfermedad y sus consecuencias. Más de 3,5 millones de personas se han beneficiado directamente de estas iniciativas, adicionales a las medidas para apoyar a los clientes, como las moratorias y los créditos con aval público.

2020 ha sido un año especial con graves consecuencias en el ámbito sanitario y económico. Desde el primer momento BBVA dio un paso al frente ayudando a los colectivos más vulnerables. Además de las medidas de seguridad, continuidad del negocio y apoyo financiero al sector empresarial y de particulares, la entidad ha reforzado su compromiso para ayudar a la sociedad en su lucha contra la pandemia. Así, el plan ‘Respuesta Social al COVID-19’ ha beneficiado de forma directa a 3,5 millones de personas en 10 países en los que opera el banco.

Plan ‘Respuesta Social al COVID-19’

Los 35,7 millones de euros del plan ‘Respuesta Social al COVID-19’ se han destinado a  tres líneas de actuación: apoyar a las autoridades sanitarias, contribuir con organizaciones sociales y fomentar la investigación científica. Estas líneas están vinculadas a su vez a tres ODS (Objetivos de Desarrollo Sostenible) concretos. La aportación de BBVA se ha canalizado a través de los bancos locales en Argentina, Colombia, España, Estados Unidos, México, Paraguay, Perú, Portugal, Turquía y Uruguay, así como de la Fundación BBVA. Para garantizar la distribución eficaz de los fondos, se ha diseñado un plan de respuesta global sin precedentes, que incluye la coordinación con gobiernos, autoridades sanitarias y otras empresas y organizaciones sociales.

Material sanitario

La primera línea, vinculada con el ODS 3 (Salud y Bienestar) y que representa el 81% de la contribución, se ha dedicado a la compra de material sanitario que incluye 2.845 respiradores, 400 oxigenadores, 2.020 test, 9,5 millones de mascarillas, 5.396 EPI o kits de protección, 144.057 gafas y protectores faciales, 8,3 millones de guantes, 26.850 unidades de gel y alcohol, 21.004 mantas y 3,7 millones de unidades de otro material médico. Con este material se ha apoyado a 371 hospitales. Además, se han financiado 3 hospitales de campaña y se han adquirido 780 unidades de equipamiento electrónico para enfermos. Un total de 839.773 personas se han beneficiado del material médico facilitado a hospitales, que representa el 24%  de los beneficiarios del plan.

Colectivos vulnerables 

La segunda línea de los fondos, vinculada con el ODS 2 (Hambre Cero) y ODS 10 (Reducción de las Desigualdades) y que representa un 11% de la donación, se ha enfocado a ayudar a colectivos vulnerables. Así, a través de la colaboración con 472 entidades, BBVA ha apoyado a más de 2,6 millones de personas — un 76% de los beneficiarios del plan — . Entre ellas destacan, a nivel global, Cruz Roja en Argentina, España, México y Colombia, y Bancos de Alimentos en Estados Unidos y Portugal. Los fondos han servido fundamentalmente para cubrir sus necesidades alimentarias y bienes de primera necesidad; apoyo afectivo y psicosocial, y asistencia y formación.

Investigación

La tercera línea de los fondos, vinculada con el ODS 9 (Industria, innovación e Infraestructura) y que representa un 8% de la donación total, se ha destinado al fomento de la investigación contra el COVID-19, que ha beneficiado directamente a 226 científicos o investigadores. En este apartado destaca el apoyo a 20 proyectos de investigación científica a través de la Fundación BBVA en biomedicina, big data – IA, ecología y veterinaria, economía y ciencias sociales, y humanidades. Además, se ha apoyado un proyecto de investigación en Uruguay.

El efecto multiplicador de las aportaciones

Adicionalmente a la contribución directa de BBVA, sus empleados y clientes han donado más de 11,2 millones de euros, que se han destinado a las tres líneas de acción descritas anteriormente. En concreto, el banco puso en marcha una iniciativa entre sus empleados, para que pudieran unirse a la ayuda solidaria contra la pandemia, que ha recaudado 1,8 millones de euros que fueron distribuidos a diferentes entidades colaboradoras globales y locales. Asimismo, BBVA ha promovido la participación de sus clientes con varias campañas, a través de las cuales se han recaudado 9,4 millones de euros.

Por otra parte, BBVA ha activado iniciativas de ayuda a sus clientes, con foco en empresas, pymes y autónomos, pero también para los particulares más afectados por la crisis provocada por el COVID-19. Entre ellas destacan los aplazamientos de cuotas de créditos hipotecarios y de consumo. Asimismo, en el conjunto de los países en los que opera, el banco ha concedido en 2020 moratorias de pago por valor de 38.000 millones de euros y financiación a través de programas gubernamentales por valor de 25.000 millones de euros. La entidad también ha apoyado a sus proveedores más cercanos con esquemas de protección para empleados y empresas, y con el adelanto del pago de facturas, sin esperar al plazo acordado.

Otras historias interesantes