Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cocina 20 abr 2016

Así nace la cocina profesional

Desde nuestros antepasados hasta hoy día, la evolución en la alimentación ha sido constante. Miles de años en continuo crecimiento para disfrutar en la actualidad de un boom culinario desconocido hasta la fecha.

Para el común de los mortales, Georges-Auguste Escoffier (1846-1935) sólo será un nombre con un apellido difícil de pronunciar pero en el mundo de la gastronomía, existe veneración por su persona.

A temprana edad, Escoffier llegó a Niza para trabajar en el famoso Le Restaurant Français, regentado por su tío. Tras exhibir su talento y hasta que estalló la guerra franco prusiana, fue chef del prestigioso hotel Luxemburgo en el mismo enclave.

Su escalada hacia la cima de la gastronomía proseguía y su fama se extendió a todos los confines del mundo creando tendencias culinarias y sociedades hoteleras con prestigiosos restaurantes en Inglaterra y Estados Unidos.

Cuentan que el emperador Guillermo II quedó tan fascinado por sus dotes que acuñó una famosa frase que reza así: “¡Yo soy el emperador de Alemania, pero usted es el emperador de los chefs!”. Pero toda historia tiene un comienzo…

Cocina en El Celler de Can Roca

Nuestros antepasados

En tiempos remotos, la supervivencia se basaba en ingerir lo que otorgaba la tierra. Semillas, plantas y frutos formaban parte del alimento diario mientras que las proteínas se obtenían de la caza, consumiendo todo de modo natural.

Con el descubrimiento del fuego, el hombre descubre la cocción. Así, carnes y pescados se sitúan en la cima de la pirámide alimenticia por aquel entonces.

La antigua Roma

En las famosas bacanales romanas la comida tenía un lugar principal en la celebración. Frutas, animales de caza y bebidas afrodisíacas tenían una gran cuota de importancia y así, el paladar de los nobles de la antigua Roma se fue educando de manera diferente, pudiendo considerarse como los primeros gourmets.

En el año 90 a.c surge en varios textos el nombre de Apicius. Para muchos fue considerado el primer gourmet ya que detalla en sus libros preparaciones sofisticadas y una decoración no vista hasta entonces.

Comida de reyes

Los monarcas simplificaron la mesa. Lujo y sencillez tomaron caminos opuestos al exigir banquetes repletos de exóticos manjares y cuidados al detalle como creían que merecía la realeza. Se buscaba la opulencia y agasajar a cortes vecinas para reforzar lazos y buscar casamientos.

Fotografía en Cocina de El Celler Can Roca

Boom gastronómico en España

Ferrán Adrià fue el precursor y abrió camino en los fogones españoles. Con El Bulli, mostró una técnica atrevida, rompedora y que poco a poco fue calando en muchos chefs hasta situar la cocina nacional en un espectacular primer plano en todo el mundo.

Hasta 7 de los 50 mejores restaurantes del planeta son españoles, de los cuales 5 se sitúan entre los 20 primeros. El Celler de Can Roca está en la cima, donde también estuvo en 2013.

Tradición y vanguardia

Tres hermanos, una familia y un restaurante único. Tradición e innovación se mezclan para ofrecer al mundo la mejor cocina. Valores con los que se educaron siguen vigentes muchos años después. Su trabajo, constancia y pasión asombran a críticos gastronómicos desde su templo de Girona.

Así ha llegado El Celler de Can Roca al top de la cocina mundial. Tres genios trabajando con libertad en campos que se complementan. Joan dirige el mundo salado, Josep triunfa con el mundo líquido mientras que Jordi Roca asombra con su mundo dulce.

Otras historias interesantes