Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

¿Qué es la basura orgánica e inorgánica? Este es el papel que juegan en la economía circular

bbva-basura-organica-inorganica-desechos-sostenibilidad-reciclaje

El incremento de la población y el desarrollo de la industria de consumo han disparado la basura que se genera a nivel mundial. La creciente preocupación por la sostenibilidad del planeta debe apoyarse en las nuevas tecnologías para llevar a cabo un reciclaje más eficiente de los residuos y de los desechos.

El dramaturgo, poeta y novelista francés Victor Hugo, afirmaba que “produce una inmensa tristeza pensar que la naturaleza habla mientras el género humano no la escucha”. A pesar de su testimonio, parece que, en la actualidad, la gestión de la basura orgánica e inorgánica de forma eficiente y de acuerdo a las bases de la economía circular se ha convertido en prioridad máxima en la Agenda 2030.

Naciones Unidas afirma que la extracción de recursos ha aumentado más del triple desde 1979. Si seguimos así y la población mundial crece según las estimaciones hasta los 9.600 millones de personas en 2050, lo previsible es que necesitemos el equivalente a tres planetas si queremos mantener el ritmo y el estilo de vida que disfrutamos actualmente, sobre todo en los países desarrollados. Por cierto, que es en estos países en los que la huella material per cápita (la cantidad de materias primas que usamos para mantener nuestro estilo de vida) es diez veces mayor que en los países en desarrollo.

En las ciudades, producimos entre 7.000 y 10.000 millones de toneladas de residuos por año, un ritmo de generación de basura que ni el planeta ni el ser humano pueden resistir mucho más tiempo. Para prueba, dos datos: los plásticos acaban con la vida de 100.000 animales marinos cada año, mientras que cada 30 segundo muere una persona a causa de enfermedades que resultan de la mala gestión de residuos y desechos.

bbva-basura-organica-inorganica-desechos-reciclaje-sostenibilidad-

António Guterres, secretario general de Naciones Unidas, insta a un cambio de mentalidad, a una actitud responsable en la que comience un descenso en la producción de basura y residuos, pero, también, en la que la tecnología juegue un papel importante: “Las tecnologías de vanguardia pueden ofrecer respuestas mejores y más baratas a estos retos. Por ejemplo, gracias a la automatización y la inteligencia artificial podemos clasificar los materiales reciclables de manera más eficiente. Con el uso de sensores en embalajes inteligentes podemos reducir los desperdicios de alimentos”.

Qué es la basura orgánica

El término orgánico incluye todos los desechos y residuos de origen biológico. Por ejemplo, basura de origen alimenticio, papel o cartón, restos de plantas, desechos corporales de animales y de humanos…

The Urban Bio Loop apuesta por gestionar de otra forma los residuos orgánicos de las ciudades y convertirlos en un recurso para la creación de productos de ingeniería y arquitectura de la construcción “antes de ser retroalimentados en el ciclo biológico al final de su vida útil”. Podrían reemplazar algunos de los productos arquitectónicos tradicionales y convertirían las ciudades en autosostenibles gracias a la implementación de los desechos orgánicos en la cadena de suministro de productos de construcción de edificios.

La producción de biogás a partir de la basura orgánica se está afianzando en países como EE. UU. y Alemania, donde restaurantes, granjas y explotaciones agrícolas cuentan con biogestores para almacenar la materia orgánica que procede de alimentos en descomposición y excrementos y convertirla en abono o biogás.

Qué es la basura inorgánica

Inorgánico es todo aquello que no viene de organismos vivos. Puede provenir de procesos de transformación firmados por el ser humano. Por ejemplo, botellas de vidrio, plásticos, PVC, latas, pilas, basura sanitaria…

Una mención aparte merece la que se ha dado en llamar ‘basura tecnológica’. Según fuentes de la BBC, el peso de todos los teléfonos móviles, ordenadores y electrodomésticos que tiramos cada año equivaldría a nueve grandes pirámides de Giza (Egipto). Y es que, en 2019, En 2019 se produjeron 53 millones de toneladas de residuos electrónicos en todo el planeta y se calcula que para 2030 superarán los 75 millones de toneladas.

bbva-basura-organica-inorganica-contaminacion-sostenibilidad-reciclaje-desechos-botella-agua-plastico

Reducir, reutilizar y reciclar

Son los tres verbos que dan forma y sentido al nuevo paradigma que gobiernos, instituciones y organismos internacionales ven como la alternativa necesaria a la economía lineal (basada en los ciclos de extracción, utilización y eliminación): la economía circular.

Y es que la basura puede tener muchas vidas. Puede ser combustible bio, prendas de vestir, abono, energía limpia e incluso arte. Ecoembes habla de las 7R: rediseñar, reducir, reutilzar, reparar, renovar, recuperar y reciclar. Mariel Vilella, directora de estrategia de Global de Zero Waste Europe y autora del informe ‘Economía Circular de Cero Residuos’, editado por la Fundación Heinrich Böll, habla de los desechos no sólo como el resultado final de la economía lineal y su contribución al cambio climático en su etapa de eliminación, sino, también, como un problema en su etapa de extracción, fabricación, transporte y consumo, porque “el desecho en sí mismo está formado de recursos naturales.

Considerando el ciclo de vida completo de un producto, la cantidad de emisiones de gases de efecto invernadero que genera es grande y significativa”. En su informe, apuesta por una economía circular que conduzca hacia una “sociedad de cero residuos, donde todo lo que producimos y consumimos puede regresar con seguridad a la naturaleza o a la sociedad”.

En España, por ejemplo, el grupo Red Eléctrica tiene como objetivo de negocio llegar a ser una de las empresas líder en economía circular de cara a 2030 implementando su estrategia Residuo 0: lo residuos que no puedan reducirse se transforman en materias primas de nuevos productos.

'Podcast': Recicla las bolsas de plástico y ayuda a tu planeta

00:00 06:07

Otras historias interesantes