Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

¿Qué podemos reciclar y dónde debemos depositar los residuos?

BBVA-reciclaje-contenedores

Aunque se pueda pensar que solo los envases ligeros, el vidrio o el cartón se pueden reciclar, son numerosos los productos del día a día a los que se les puede dar una segunda vida. Los aparatos electrónicos, los muebles, el aceite de cocina usado e incluso las tarjetas bancarias pueden reutilizarse si se llevan al lugar correcto.

"Lo podemos reciclar todo". Esta tajante afirmación de José Pérez, consejero delegado de Recyclia (la mayor entidad administradora de residuos de aparatos eléctricos y electrónicos, pilas y luminarias de España), se refiere a los aparatos electrónicos y a las pilas que administra su entidad, pero se podría extender a la mayoría de productos y envases que terminan su vida útil en un hogar. La I+D+i del sector del reciclaje está posibilitando que cada vez se puedan aprovechar más desechos. Extender el movimiento residuo cero, o 'zero waste', es esencial para que los residuos no vuelvan a la naturaleza.

Sin embargo, aún hay residuos que se resisten pero que se siguen comercializando: tubos de pasta de dientes, encendedores desechables, bolsas de frituras, envoltorios plásticos de alimentos y envases de colores o serigrafiados, según una relación publicada por Greenpeace México.

El reto consiste en evitar los productos que no se pueden aprovechar para una segunda vida y aprender a reciclar correctamente los demás. Esto incluye la visita a un punto limpio (lugar donde se recogen y almacenan temporalmente residuos grandes o que podrían ser peligrosos si se arrojasen en los contenedores convencionales) cuando sea necesario. Algunas empresas, como BBVA, han creado un proceso de recogida de tarjetas de crédito o débito para su reciclaje en España con el fin de fomentar la economía circular, que tiene como objetivo aprovechar recursos para darles otra vida y devolverlos al mercado con una forma nueva que contribuya a la conservación del medioambiente.

Vidrio al verde, cartón al azul, envases al amarillo

Los envases ligeros, el cartón y el vidrio forman la base de los sistemas de recogida selectiva de residuos de todo el mundo. En Europa, salvo excepciones, el código de color más extendido es: envases ligeros al contenedor amarillo, cartón al azul, vidrio al verde. Los 'impropios' (residuos que se depositan en el contenedor equivocado) más habituales son los espejos o los restos de vajillas en el iglú verde o cualquier tipo de plástico en el amarillo.

BBVA-reciclaje-contenedores-contaminacion

Aparatos electrónicos y pilas

Ecopilas gestiona una red de más de 40.000 puntos de recogida de pilas en toda España, mientras que cualquier superficie comercial de más de 400 metros cuadrados está obligada, por Ley, a una recogida del 1x1: recoger pequeños aparatos eléctricos y electrónicos inservibles que le lleve el consumidor, aunque se hayan comprado en otro sitio. "Las empresas que llevan a las casas un electrodoméstico grande, como un frigorífico o una lavadora, no están obligadas a ese 1x1, pero suelen hacerlo, como servicio complementario", aclara Pérez.

Lámparas

Las bombillas incandescentes y halógenas no se pueden reciclar; de hecho, en algunos lugares están prohibidas, como en la Unión Europea. Los tubos fluorescentes están llamados, asimismo, a desaparecer, "pero algunos quedan", apostilla Pérez, así que toca reciclarlos, teniendo cuidado de que no se rompan, ya que contienen pequeñas partículas de polvo de mercurio. Las lámparas de bajo consumo, también: una mínima proporción mezclada con el gas inerte del interior del tubo. En caso de rotura, los expertos recomiendan recoger los trozos sin tocarlos, limpiar bien el suelo con toallitas, meterlo todo en una bolsa de plástico hermética o en un bote de cristal con tapa metálica y llevarlo a la zona de recepción de residuos peligrosos de un punto limpio.

BBVA-reciclaje-CONTAMINACION-freno-cuidado-medioambiente-recurso-residuos-sostenibilidad

Colchones y muebles

"Los colchones y muebles viejos deben desecharse en el punto limpio", señala la web con la que Ecoembes aclara dudas sobre reciclaje. Con la madera y aglomerado se fabrica compost o nuevos muebles. La espuma de poliuretano, componente principal de colchones, sofás y asientos para vehículos, y uno de los residuos plásticos más difíciles de tratar al finalizar su vida útil, podrá reciclarse para finales de 2022, cuando Repsol ponga en marcha la primera planta de reciclado de espumas de poliuretano de España, en la que se reciclarán 200.000 colchones al año.

qué puedes_reciclar-sostenibilidad-economia circular

Medicamentos

Los medicamentos caducados o fuera de uso no se pueden tirar a la basura, al inodoro o por el desagüe, por sus componentes químicos potencialmente contaminantes. Tampoco se pueden reciclar (lo prohíbe la normativa vigente) pero sí sus cajas, envases y blisters. Para eso hay que llevarlos a un punto SIGRE, existente en todas las farmacias. En el caso de España se trasladan a una planta de tratamiento en Tudela de Duero (Valladolid), donde sus distintos componentes se separan. Los medicamentos se destruyen.

BBVA-reciclaje-contaminacion-basura-residuos-consejos-punto-limpio-EFE

EFE.

Aceite y basura orgánica

Si el aceite de cocina usado se tira a la fracción resto (la basura no reciclable), puede suponer un problema para las plantas de tratamiento de residuos; si se vierte por el desagüe dificulta la tarea de las depuradoras, ya que es muy complicado separarlo del agua. La Fundación Aquae exhorta a guardarlo en un envase, siempre de plástico, y llevarlo a un punto limpio o contenedor específico; con él se fabrica biodiésel y jabones.

Para 2024 será obligatorio que todos los estados miembros de la Unión Europea dispongan de contenedores específicos para la recogida selectiva de residuos orgánicos (restos de comida y de jardinería). La mayoría de los territorios que lo tienen ya implementado han optado por el color marrón.

BBVA-reciclaje-basura-residuos-consejos-cuidado-sostenible-diferenciar-contenedores

Aerosoles, pinturas e insecticidas

Antiguamente las latas de aerosoles eran de hierro, pero actualmente se fabrican en aluminio, según recuerda Fundación Aquae, por lo que van al contenedor amarillo para su reciclaje. "Es importante que los vaciemos completamente para eliminar los productos químicos", recomienda. Pinturas y disolventes, e insecticidas, han de llevarse al punto limpio, pero no porque sean susceptibles de reciclaje sino por su toxicidad. "Los insecticidas provocan las más altas tasas de emisiones en colectores y saneamientos públicos, según sus gestores", indica Fundación Aquae.

Otras historias interesantes