Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

Cerrar panel

La vuelta al mundo de la Gira BBVA-El Celler de Can Roca concluye con éxito en Chile

La Gira BBVA- El Celler de Can Roca 2016 ha culminado con éxito tras dar la vuelta al mundo durante 35 días. Joan, Josep y Jordi Roca, junto a todo el equipo de El Celler de Can Roca, han recorrido durante cinco semanas Londres, Hong Kong, Phoenix, San Francisco y Santiago de Chile. En cada ciudad, han rendido homenaje a la gastronomía del país a través de reinterpretaciones de platos populares y creaciones inspiradas en los viajes previos al tour. Joan Roca, chef de la cocina salada; Josep Roca, jefe de sala y sumiller; y Jordi Roca, chef de la cocina dulce, han servido cerca de 40.000 platos para 1.900 clientes e invitados de BBVA.

La Gira BBVA- El Celler de Can Roca 2016 ha concluido con éxito tras recorrer 42.000 km, una vuelta al mundo completa. Londres, Hong Kong, Phoenix, San Francisco y Santiago de Chile han podido disfrutar de la magia del mejor restaurante del mundo en 2013 y 2015. Los hermanos Roca han creado 5 menús distintos para cada ciudad, homenajeando las diferentes culturas y tradiciones gastronómicas. En total, se han preparado 65 elaboraciones diferentes que incluyen 250 ingredientes y más de 10 vinos por menú. “Hemos tratado de cocinar con nuestro estilo, con guiños y con respeto hacia la gastronomía de cada una de las ciudades que hemos visitado”, ha comentado Joan Roca.

Fotografía de Joan Roca en la masterclass del Arizona Culinary Institute GIra BBVA 2016 © 2016 Keith & Melissa Photographers

Joan Roca durante una masterclass en el Arizona Culinary Institute de Phoenix

El 31 de julio, el equipo de El Celler de Can Roca puso rumbo a Londres, donde inauguraron la gira con un menú de 20 platos que rindió homenaje al cosmopolitismo de la capital británica. Las tradicionales fresas con nata del torneo de Wimbledon, el salmón escocés o un mandala indio tuvieron cabida en este tributo, maridado con vinos españoles. “Hemos intentado reflejar la gran variedad de culturas que conviven aquí en Londres”, afirmaba Joan Roca.

El salto al continente asiático tuvo especial relevancia en esta gira, ya que los hermanos Roca se estrenaban en Asia. Aunque el reto era mayúsculo, los propietarios de El Celler de Can Roca crearon un menú que superó las expectativas e impresionaron a los comensales con reinterpretaciones de la cocina tradicional y platos fusión.

Fotografía de Despedida de todo el equipo de El Celler de Can Roca con los estudiantes del Culinary Arts de Hong Kong

Despedida de todo el equipo de El Celler de Can Roca con los estudiantes del Culinary Arts de Hong Kong

En Estados Unidos, los áridos paisajes de Arizona y la riqueza gastronómica de California protagonizaron dos menús que no dejaron indiferente a nadie. En Phoenix, el parmentier de gambas de Joan Roca, emplatado en un cuenco lleno de humo y especias, deleitó a los comensales. En San Francisco, el protagonismo se lo llevaron las creaciones de Jordi Roca, a la altura de una de las ciudades más tecnológicas e innovadoras del mundo. El “tocaplatos”, un cromáfono que traduce los colores en sonidos o el helado de masa madre, un postre vivo que respira, sorprendieron a los invitados que ovacionaron a los hermanos Roca al término de la cena.

“Hemos tratado de cocinar con nuestro estilo, con guiños y con respeto hacia la gastronomía de cada una de las ciudades que hemos visitado” — Joan Roca

El broche de oro a la gira lo puso el menú que se sirvió en Santiago de Chile. El homenaje fue más allá de la cocina popular e incluyó un innovador homenaje a Pablo Neruda con el plato “Oda al caldillo de congrio”. Esta creación vino acompañada de un papel comestible con aroma de libro viejo donde se podía leer un extracto del poema del poeta chileno.

Una gira social

BBVA y El Celler de Can Roca han contado además con la colaboración de diversas escuelas de hostelería, de entre las cuales han escogido a dos jóvenes estudiantes de cada ciudad para que disfruten de una beca de cuatro meses en el mejor restaurante del mundo, situado en Girona.

El objetivo es impulsar el talento local brindando a los estudiantes la oportunidad de aprender junto a los mejores del mundo en una experiencia que, sin duda, marcará sus carreras como cocineros. “Este viaje culinario nos permite aportar nuestro granito de arena en la formación de cientos de estudiantes de hostelería que sienten, como nosotros, que la cocina es su manera de expresarse, de ser”, apunta Josep Roca. Además, el trío gerundense ha impartido formación a centenares de estudiantes mediante conferencias en las ciudades visitadas durante la gira y en sus principales escuelas de hostelería y restauración.

Fotografia de BBVA 2016 Celler de Can Roca Elegidos Ganadores

Dos estudiantes de hostelería de Chile ganadoras de una beca para formarse en El Celler de Can Roca durante cuatro meses

Otras historias interesantes